Dinner for few

Hay formas de pensamiento que persisten en diversos aspectos de nuestra vida cotidiana, que se han desarrollado con elegancia y sofisticación por miles de años, como lo representa este cortometraje animado concebido por Nassos Vakalis (1966, Grecia).

Dinner for few, trae a la mesa una inquietante trama, un espectáculo profano inspirado por la recesión económica europea de principios del siglo XXI, se trata de un tema que arroja una larga sombra sobre la historia y que se repite de manera cíclica y pasmosa.

Cerdos antropomorfos de atuendo reconocible, permanecen sentados a la mesa mientras consumen con apetito bestial la riqueza del mundo, las migajas que se precipitan al suelo son disputadas por una manada de gatos hambrientos.

Con extrañeza y reconocimiento podemos percibir la mentalidad con que se maneja este monstruo grotesco. El suspenso que le otorga su estética inusual te consume totalmente, una pesadilla atractiva, sombras duras, gráficos 3D que por momentos te engañan y parecen dibujos realizados a mano alzada, una paleta de color dramática y toda una variedad de trazos escarpados redondean una pieza con potencia de sobra.

Dinner for few es uno de esos proyectos personales que coexisten en una especie de doble vida, producido bajo la complicidad de las noches por un periodo cercano a los tres años y a la par del trabajo diurno de Vakalis como animador en Hollywood, particularmente en Dreamworks. El equipo que hizo posible este cortometraje se coordinó entre Estados Unidos, Grecia y Alemania.

Una alegoría sociopolítica de nuestra sociedad, así es como Vakalis define a esta pieza proyectada en más de 250 festivales internacionales de cine y ganadora de 78 condecoraciones.

Etiquetas de la nota
, ,
Escrito por
Más de Iván Romo

Ugly, la bondad fragmentada

Desde el pasado mes de mayo he estado dando seguimiento al trabajo...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.